lunes, mayo 20, 2013

EL NUEVO "BOLICHE" APUESTA POR EL CINE EN CATALÁN



Tras las elecciones de la Acadèmia del Cinema Català -que ganó el equipo encabezado por la productora de Pa negre, Isona Passola- y la nueva aprobación de ayudas al doblaje en lengua vernácula por parte del Gobierno de la Generalitat, han reabierto en Barcelona cuatro salas dedicadas al cine en versión original subtitulada en catalán, o habladas en ese idioma: Boliche Cinemes (Av. Diagonal, 508), que habían cerrado sus puertas en 2008 por problemas económicos.

Los valientes nuevos promotores son dos cinéfilos: Rafael Dalmau, empresario y reconocido programador; y Alfons Mas, filósofo y destacado crítico cinematográfico, que asimismo editarán una revista electrónica, redactada por especialistas. Digo “valientes” porque, con la subida del IVA y el descenso de espectadores, están cerrando salas; entre ellas, las de la firma Alta Films, del presidente de la Academia Española, Enrique González Macho, también dedicadas a la V.O. subtitulada.

Dos salas de los Boliche estarán dedicadas al cine de autor, y las otras dos a películas más comerciales, pero siempre en V.O.S. en catalán. Como manifestó Rafael Dalmau, una empresa privada se ha ofrecido a hacer gratuitamente la sincronización de los subtítulos digitales (“que no cuesta ni 1.000 euros”), mientras que Plataforma de la Llengua será la encargada de la traducción de los diálogos. Además, se proponen celebrar coloquios y sesiones de cine educativo, entre otras actividades culturales. 

Los datos oficiales provisionales, facilitados por el Departament de Cultura, estiman que el número de espectadores de filmes en versión original o doblados al catalán ha subido al 4,39 % durante el año 2012; un porcentaje más alto que nunca, pero lejos todavía de las previsiones del Gobierno autonómico. 

Esperemos que el gran público y los buenos aficionados respondan ante esta nueva y atrevida oferta.

(Publicado en  DE PELÍCULA, http://www.diarioya.es, 27-V-2013)