lunes, marzo 31, 2014

CINECITTÀ, EL HOLLYWOOD ITALIANO EN PELIGRO


Los estudios más famosos y grandes de Europa, Cinecittà, están en peligro de extinción. Más de 3.000 películas se rodaron en este Hollywood italiano, cuyas instalaciones de 400.000 metros cuadrados ahora están a punto de caer en manos privadas, para levantar un complejo de hoteles, restaurantes, gimnasios, centros de belleza, piscinas y un gigantesco parking subterráneo.

El pasado verano me dirigí al 1055 de la Via Tuscolana de Roma, a fin de visitar los estudios y me encontré que eran un museo y prácticamente sólo rodaban para televisión: Grande Fratello, entre otros programas. Allí se conservan los decorados de películas del género peplum y spaghetti-western, pues en Cinecittà se realizaron producciones como Quo Vadis? (1951), de Mervyn LeRoy, Guerra y paz (1956), de King Vidor, Ben-Hur (1959), de William Wyler, Cleopatra (1963), de Joseph L. Mankiewicz… hasta la moderna Gangs of New York (2002), de Martin Scorsese, y muchos filmes de Federico Fellini, que al morir en 1993 su capilla ardiente fue instalada en el plató número 5, todavía hoy el mayor de Europa: 2.873 metros cuadrados. Y allí actuaron muchas “estrellas”, como Audrey Hepburn, Gregory Peck, Liz Taylor, Richard Burton, Frank Sinatra, Robert Taylor, Anita Ekberg, Kirk Douglas, Ava Gardner y tantas otras.


Cabe recordar que los estudios de Cinecittà fueron fundados por Benito Mussolini, en 1937, con ánimo de emular a la Meca del Cine (ese mismo año se realizaron 19 películas), y tuvieron su época de oro entre 1949 y 1964 -impulsados por Giulio Andreotti-, con 1.200 empleados (hoy quedaban unos 200). En los últimos años, en agosto de 2007, sufrieron un incendio que destruyó 4.000 metros cuadrados, y otro en 2013, que arrasó el set donde se rodaba El Gran Hermano italiano. Fortuitos o no, algunos aseguran que han sido provocados para acabar con Cinecittà y aprovechar sus vastos terrenos para inversiones inmobiliarias. De ahí que hace unos días, un centenar de personas, con el cineasta Ettore Scola al frente, protestaran ante la sede del Ministerio de Cultura de Roma para salvar el viejo Hollywood italiano.

(Publicado en DE PELÍCULA, http://www.diarioya.es, 7-IV-2014)