viernes, enero 23, 2015

EN LA VANGUARDIA DEL CINE BARCELONÉS


GONZALO QUESADA (1931-2014)

Productor cinematográfico y economista


A los 83 años, ha fallecido el que fuera Administrador de La Vanguardia, Gonzalo de Quesada Hernández. Doctor en Filosofía y Letras por la UB y Economista por el IESE, becado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas para ampliar estudios en Italia, Gonzalo Quesada había sido productor de cine entre 1954 y 1959, en los que trabajó en los célebres Estudios Balcázar (Esplugues de Llobregat) y en Unión Cinematográfica Eolo, de Barcelona. También estuvo en los primeros años del Cine-Club Monterols (1951-1966), donde organizó cursos e impartió conferencias sobre economía cinematográfica y financiación de filmes, y formó parte del consejo de redacción de la revista Documentos Cinematográficos (1960-1963). 

A fin de historiar este cine-club y tal publicación vanguardista, entrevisté a Gonzalo en 1998 y 1999, entablando una buena amistad. En aquellos años ya había dejado la Administración de La Vanguardia -diario al que se incorporó en 1960- y se dedicaba a la empresa privada con su hijo, Gonzalo Quesada Vallet. Fue clave para la reconstrucción de la historia de ese famoso cine-club, pues me puso en contacto con las personas que lo habían impulsado, al tiempo que facilitó el estudio de la citada revista: su génesis y desaparición. 

Entonces declaró (y me entregó este texto por escrito): “La paulatina introducción de lo que llamábamos la civilización de la imagen, habría de influir decisivamente en las formas de expresión oral y escrita. De alguna manera, contribuimos a que el cine se considerara no sólo espectáculo sino como forma de expresión, cuyo lenguaje influiría enormemente en todas las artes y mostrándolo, además, desde una crítica objetiva y una industria que debía desarrollarse con parámetros económicos. Estos objetivos se especificaron en el Manifiesto del color. Uno de los resultados fue la Semana de Cine en Color -quizá la primera muestra de esta especialidad-, que fue una innovación. En esos años el arte cinematográfico tenía que ser en blanco y negro; no se valoraban como arte las películas en color. Con la Semana queríamos anticipar que el cine debía ser en color. Era color. Estéticamente tan expresivo y con más hondura psicológica que el blanco y negro. Eran otros tiempos”. 

Estuvo en los orígenes de la famosa Setmana Internacional de Cinema en Color de Barcelona, que dirigieron sus antiguos colegas del Cine-Club Monterols, José María Otero y José Luis Guarner, entre 1959 y 1990. 

Gonzalo Quesada -natural de Valencia- nos ha dejado asimismo un grato recuerdo como gran trabajador. Fue concejal y ponente de Deportes en el Ayuntamiento de Barcelona, Adjunto a la gerencia de Talleres de Imprenta (La Vanguardia), consejero de Barcelonesa de Publicaciones (Diario de Barcelona) y consejero delegado de Barcelonesa Press (Tele/eXpres), además de subdirector general del Banco Condal. Y, por supuesto, pionero de las actividades cinematográficas en Barcelona.

(Publicado en La Vanguardia, 23-I-2015, p. 33)